Beneficios de la melatonina exógena y del triptófano para el trastorno disfórico premenstrual

Recientes estudios demuestran que el triptófano, la vitamina B6, y la melatonina son potentes aliados para combatir el Trastorno Disfórico Premenstrual (TDPM), una extensión grave, y a veces incapacitante, del Síndrome Premenstrual (SPM).

 
 
El TDPM y el SPM pueden causar hinchazón, sensibilidad en los senos y cambios en los hábitos de alimentación y del sueño. Sin embargo, en el TDPM se destaca al menos uno de los siguientes síntomas emocionales y conductuales:
 
  • Tristeza o desesperanza.
  • Ansiedad o tensión.
  • Mal humor extremo.
  • Irritabilidad o ira marcadas.
La suplementación con melatonina exógena puede corregir parcialmente el sistema melatoninergico irregular asociado a este trastorno. En el estudio, la administración de 2 mg. de melatonina una hora antes de acostarse durante tres meses y en la fase luteal del ciclo menstrual han mejorado los síntomas de este síndrome (1).
 
Además el triptófano y la vitamina B6 (precursor y cofactor del metabolismo de la melatonina respectivamente) han demostrado su eficacia en el tratamiento de otros de los síntomas del síndrome premenstrual disfórico: depresión y ansiedad.

 

Referencias

  1. Effects of exogenous melatonin on sleep and circadian rhythms in women with premenstrual dysphoric disorder. Sleep, Volume 44, Issue 12, December 2021, zsab171.
  2. ¿Cuál es la diferencia entre el trastorno disfórico premenstrual (TDPM) y el síndrome premenstrual (SPM)? ¿Cómo se trata el TDPM?